Remedios caseros para la tos en bebes

La tos es un mecanismo reflejo que se utiliza para defenderse de los gérmenes o expulsar cualquier cuerpo extraño que se encuentre dentro de las vías respiratorias, o lo que pueda entorpecer la llegada del aire hacia los pulmones. En casos de alergias o productos irritativos también puede dar paso a la tos.Remedios caseros para la tos en bebes

Sin embargo cuando se da en los bebes puede suponer esfuerzos para eliminar la tos, debido a que puede causar muchas molestias haciendo que él bebe se irrite ante este problema y o deje de llorar. Ante ello existen algunos remedios caseros para combatir la tos en bebés.

1. Pomada de eucalipto
Esto ayudará al bebe a dormir mejor por la noche, sin que la tos empiece a fastidiar en dichos momentos. La pomada debe de ser usada en bebés mayores de tres meses. En todo caso también se puede realizar un vaporú donde se necesita 20 gotas de eucalipto, 100 de aceite de oliva, 10 gotas de aceite de menta, otro igual de aceite de romero y menta. En la preparación la manteca se debe de poner en baño maría, cuando se encuentre líquido añadir el aceite de oliva mientras se remueve con los otros aceites. Cuando este frío se debe de aplicar sobre el pecho, masajeando suavemente.

2. Gotas de salina
Ayudará a aflojar la mucosidad de la nariz de los niños pequeños que no puede expulsarlo por la nariz por sí mismo. Las gotas se deben de aplicar en los niños mayores de dos años y se puede comprar sin receta médica. Para aplicarla sobre los niños se debe de inclinar la cabeza del bebé y vaciar dos o tres gotas en cada fosa nasal.

3. Humidificar la habitación
Esto ayudará a aclarar la mucosidad instalada en el bebé, lo que está provocando la dos. Un baño caliente también ayudará a relajar al niño para que pueda dormir bien. Asegúrate de limpiar el vaporizador frecuentemente para que no se acumule el moho y pueda ser una solución natural sin utilizar los medicamentos para el niño.

4. Beber agua más de lo habitual
El agua es un buen remedio debido a que ayuda a calmar la tos, y que el niño se mantenga hidratado. Tal vez no sea demasiado atractivo el agua sola, por lo que puedes prepararle una malteada o jugos de frutas, pero que sean bebidas saludables. Hay que evitar las gaseosas o jugos de naranja, ya que puede lastimar la garganta del niño, que probablemente ya se encuentre irritada.

5. Miel
La miel ayuda a descongestionar esa irritación que provoca la tos. Por lo tanto se deberá de dar al niño media cucharadita de miel con algunas gotas de limón para que provea vitamina C. Este remedio es solo para los bebés que tienen un año o más ya que deberá de lavarse los dientes después de tomar el remedio, sobre todo si se le da antes de dormir porque se trata de un dulce pegajoso lo cual no contribuiría a su salud bucal.

Consulta a tu medico